La ruta de las Ermitas en Altea, historia , tradición y turismo

En Altea, disfrutamos de grandes tradiciones con un marcado carácter mediterráneo. Una de las que más hablan sobre nuestros orígenes y de cómo ha sido la vida aquí en el pasado, es la Ruta de las Ermitas .

Durante el siglo XVI , la desembocadura del rio Algar se despobló, hasta que en  1617, fué fundada Altea en el Actual promontorio.

Desde ahí, Altea se fué repoblando poco a poco, ocupando huertas y bancales, ampliando la ciudad  en núcleos de casas apartadas del centro, llamados “Partidas”.

Se fueron formando los caminos y calles que unían las partidas, a la vez que muchas partidas contaban con su propia Ermita dedicada a diversos santos, que daban nombre a la Partida.

En esa atmósfera tan nuestra, nació “La ruta de las Ermitas”, combinando un ciclo de audiciones y conciertos de música Mediterránea, en enclaves tan únicos como las Ermitas de Altea, ofreciendo al visitante una experiencia cultural única y muy nuestra.

Invitar a los lectores a que conozcan nuestras ermitas y sus tradiciones, a que experimenten el arte y la pasión que siempre han caracterizado a las gentes de Altea.